Se hace raro viajar hacia el norte en busca de Tutankamón. La tumba del faraón está en realidad muy al sur, en Luxor, al igual que su momia, mientras que la inmensa mayoría de los objetos enterrados con él, las famosas “cosas maravillosas” que incluyen iconos como la máscara de oro, han tenido su hogar tradicionalmente en el Museo Egipcio de El Cairo (hasta que se inaugure el nuevo Gran Museo Egipcio en Giza). Pero hay un inesperado tesoro de Tutankamón septentrional, menos rutilante aunque también muy fascinante: el archivo del descubridor de su tumba, Howard Carter.

Seguir leyendo

La Biblioteca Bodleiana de Oxford exhibe una muestra del fondo documental de Howard Carter sobre el descubrimiento, del que se cumple este año un siglo. La exposición reivindica el papel de los trabajadores egipciosLeer más

Por

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *